INTERNET para el médico

Trabajo realizado para la  Asoc. Arg. de INTERNET Médica y Bioinformática.
 
  La INTERNET permite el surgimiento de entidades que sólo existen en el espacio virtual, pero no por eso dejan de generar actividades, ideas y negocios dentro del rubro de la salud.
  Las áreas donde existe mayor potencial de crecimiento para la Internet en el ambiente médico nacional son:
 
  Correo electrónico.
El correo electrónico (e-mail) es un medio de bajo costo que progresivamente reemplaza a las llamadas telefónicas y al correo convencional. Es casi instantáneo, no da ocupado, y se presta igualmente a la comunicación particular o colectiva. El E-mail no distrae la atención del receptor tanto como un llamado telefónico, y al carecer del formalismo del correo convencional, hace más fácil “ir al grano”.
Los mensajes electrónicos pueden llevar adosados archivos de cualquier tipo, como por ejemplo imágenes, sonidos, video, software, etc.
Como medio de interconsulta médica, se lo utiliza para enviar resúmenes de historia clínica, imágenes radiográficas, imágenes endoscópicas, etc.
Recientemente se incorporó la opción de recibir mensajes electrónicos en los radiomensajes digitales. De este modo, el e-mail pasa a tener el mismo potencial de contacto rápido que los teléfonos celulares, equipamiento hasta ahora preferido por los profesionales.
En nuestro país se estima que menos del 15% de los médicos posee dirección de correo electrónico, pero esta cifra crece muy rápidamente.
 
Asociaciones Profesionales.
Muchos de las tareas correspondientes a las distintas asociaciones profesionales pueden ser canalizadas a través de Internet: capacitación permanente, envío de circulares, anuncios, programación de reuniones virtuales o reales, actualización bibliográfica, etc. Ciertas asociaciones que cubren temas muy especializados y cuyos miembros tienen una alta dispersión geográfica pueden existir únicamente en la red.
Muchas instituciones ya utilizan la red para dictar cursos de actualización en distintas áreas, algunos con trabajos prácticos, relación docente - alumno a través de correo electrónico o teléfono de voz, envío de fotografías y gráficos, y evaluación. La interactividad que permite la Red es fundamental para este fin: el aprendizaje se realiza a un ritmo personalizado y con la máxima comodidad y eficiencia.
 
Organización de reuniones científicas.
 A través del correo electrónico, los canales de charla  (chat), las páginas Web y otras herramientas, se hace más fácil coordinar congresos, simposios o jornadas. En algunos casos, las reuniones científicas son puramente virtuales, es decir que nadie necesita moverse de su lugar de trabajo para asistir. Pueden ser en tiempo real o en diferido. En este último caso ni siquiera se requiere que los participantes coincidan a la misma hora frente a la terminal.
La participación en foros y canales de chat es relativamente sencilla y poco costosa. Este medio está muy poco aprovechado en nuestro medio, y su potencial de utilización es enorme.
 
  Publicaciones.
Por un lado, la supresión de costos de imprenta y distribución ha estimulado el surgimiento de nuevas revistas. También sucede que algunas publicaciones en papel son reemplazadas por su versión electrónica.
En el otro extremo, las publicaciones más prestigiosas del mundo empiezan a tener su versión en Internet: Pediatrics, Science Magazine, J. of Clinical Investigation, J. of Biological Chemistry, J. of Applied Physiology, PNAS, J.of Experimental Medicine, etc. En estos casos el objetivo no es la disminución de costos, sino asegurar la máxima difusión de los trabajos.
En nuestro medio, abundante en recursos intelectuales y escaso en medios financieros, las publicaciones electrónicas tienen un gran potencial de crecimiento y de alcance mundial.
 
  Interconsulta y Telemedicina.
En nuestro país, caracterizado por su extensión y su mala distribución de profesionales, la Telemedicina tiene un amplio potencial.
La disponibilidad de conexiones multiusuario de bajo costo permite a muchos centros periféricos recurrir a la interconsulta con centros especializados, evitando así la necesidad de trasladar al paciente o hacer viajar a un especialista. Si bien no toda la información clínica es susceptible de ser digitalizada, ya es posible enviar video y audio junto con el texto, lo cual en muchos casos resulta suficiente.
 
  Búsquedas de información.
Los profesionales de la salud pueden hallar en Internet el calendario de eventos sobre su especialidad en todo el mundo, las novedades de los centros de investigación, universidades y compañías farmacéuticas, la opinión y los informes de diferentes colegas, etc.
 
Grupos de noticias (newsgroups).
Los newsgroups son áreas públicas de discusión sobre un tema cualquiera, estando representadas todas las especialidades, tecnologías y escuelas médicas.
Estos grupos son abiertos a cualquiera, gratuitos y muy ricos en información y opinión actualizadas.
Si surge un nuevo tema que justifique la existencia de un Newsgroup, los interesados pueden proponerlo libremente. 
 
Acceso a Bases de datos.
Muchas prestigiosas bases de datos, tales como Medline, pueden ahora accederse vía Internet. Si bien muchas de ellas requieren el pago de un arancel, el acceso a ellas resulta más sencillo.
 
Manejo de historias clínicas.
El lenguaje de hipertexto (HTML) en el cual se escriben las páginas de Internet ya está lo suficientemente avanzado como para poder soportar historias clínicas: además de texto, puede poseer imágenes, archivos de sonido y hasta video. Los sistemas de encriptación, manejados por los programas navegadores, permiten enviar información confidencial sin inconvenientes. Esto es el primer paso para que cualquier profesional autorizado pueda acceder a la historia clínica completa de su paciente en materia de segundos.
                  En resumen, Internet empieza a  ser una herramienta indispensable para la actividad médica, en la cual es primordial estar informado, conectado y actualizado. En los próximos años seguramente será habitual encontrar consultorios, centros asistenciales y hasta ambulancias  “internetizadas”.